Cajamarca reconoce a la investigadora del supermaíz morado como Personaje del Bicentenario

159

01:15 | Cajamarca, jul. 22.

La ingeniera Alicia Medina Hoyos, reconocida por su investigación del maíz morado INIA 601, un producto que ha revolucionado el cultivo en Cajamarca por su alto contenido de antocianina y antioxidantes, será condecorada como “Personaje del Bicentenario” por la Municipalidad Provincial de Contumazá, provincia que la vio nacer.

Emocionada por la noticia, la investigadora del Instituto Nacional de Innovación Agraria (INIA) de Cajamarca, contó a la Agencia Andina que no esperaba un reconocimiento de esta magnitud en el Bicentenario del Perú, especialmente del municipio de la provincia donde nació, ya que ella es natural del distrito de Cupisnique.

“Este reconocimiento significa el compromiso de seguir trabajando arduamente en investigación agraria que no es un tema sencillo”, afirmó Alicia Medina Hoyos, al precisar que el 28 de julio acudirá a la ceremonia por el Bicentenario organizada por la Municipalidad Provincial de Contumazá, atendiendo la invitación del alcalde Oscar Suárez a quien agradeció por la distinción.

Recientemente, Alicia Medina recibió también el reconocimiento del Gobierno Regional de Cajamarca con motivo del Día de la Investigación Agropecuaria (16 de julio), destacando su labor y trayectoria profesional en la generación de nuevas tecnologías en favor del desarrollo agrario de esta región y el país.
En el Día de la Investigación Agropecuaria participó con una exposición virtual para la Universidad Tecnológica del Chocó (UTCH) de Colombia, donde contó su experiencia relacionado a los 13 años de investigación del maíz morado INIA 601 que le permitió descubrir las propiedades y beneficios de este producto para la salud.

El contenido de pigmento natural o antocianina, lo más importante en el maíz morado, normalmente se concentra en la coronta; mientras que el grano contiene antocianina solamente en la segunda capa y el resto es almidón (blanco). En la variedad INIA 601 todo el producto, desde la tuza o panca, el grano, la barba, es morado; es decir, permite utilizar todo el producto.

Más de 300 productores

En Cajamarca ya son más de 300 productores los que cultivan la nueva variedad de maíz morado INIA 601 en 12 de las 13 provincias que conforman esta región: San Miguel, San Pablo, Santa Cruz, Cutervo, Chota, Contumazá, Hualgayoc, Celendín, Cajabamba, San Marcos, Jaén y Cajamarca.

Próximamente se sumará la provincia de San Ignacio porque “ya tenemos contacto con los agricultores que comenzarán a cultivar maíz morado en la próxima campaña agrícola”, afirmó Medina Hoyos, al precisar que se trabaja en la promoción y difusión del producto en las provincias donde muchos productores están organizados en asociaciones.

En este momento están en etapa de cosecha, hay bastante expectativa porque muchas empresas están interesadas en adquirir la producción. “Acabo de enviar un paquete con muestras a algunas empresas para que analicen el producto y confirmen la compra de tusa (coronta) y bráctea (panca) seca picada”, acotó.

Un 10 % de la producción de maíz morado se queda en Cajamarca para atender el mercado local y para el consumo de las familias que la producen. “La población está entendiendo las bondades de consumir el maíz morado por su pigmento y contenido de antocianinas que tiene muchas propiedades que alimentan y curan”.

Producto de exportación

Empresas transnacionales con sede en Lima adquieren el maíz morado para extraer el pigmento y antocianina y luego exportarlo a Estados Unidos, Japón y España. “En este momento hay demanda del producto, de grano, harina de grano, tusa entera seca o picada y panca seca picada”, dijo Medina.

Comentó que a partir del próximo año, una empresa con sede en Lurín producirá whisky con harina de grano de maíz morado cajamarquino. “Esta empresa está interesada en seguir comprando porque se trata de un producto de buena calidad”, puntualizó.

Más en Andina:

(FIN) ELJ/MAO

Publicado: 22/7/2021