Duplican el presupuesto para atender salud mental

22

15/10/2020

El Gobierno duplicó el presupuesto para atender el tema de la salud mental de la población, y tiene como meta que el Perú cuente con 300 centros comunitarios en el ámbito nacional, ya que muchas personas han sido afectadas por la llegada de la pandemia del covid-19 y sufren algún tipo de trastorno.

Este anuncio lo hizo ayer el presidente Martín Vizcarra durante la instalación del Consejo Nacional de Salud Mental (Conasame), en la sede de Palacio de Gobierno.

El Mandatario detalló que en ese espacio se reúnen 10 ministerios e instituciones claves, como Essalud, Inpe y Devida, para trabajar en la atención integral de la población y continuar con el fortalecimiento y expansión de los servicios de salud mental en el país.

“Era una necesidad aumentar la cantidad de centros de salud mental comunitarios; el 2017, antes de asumir el Gobierno, para todo el Perú había solo 31 centros de salud mental comunitarios; hoy existen cinco veces más, son 155 centros y aún son insuficientes. Necesitamos, al próximo año, duplicar la cifra y llegar a los 300 con alcance nacional”, indicó.

Necesaria atención

El Jefe del Estado agregó que en este tema hay mucho por hacer, motivo por el cual el Gobierno duplicó el presupuesto para salud mental y pasó de 221 millones a 551 millones de soles.

Recordó que inclusive en el contexto por la emergencia del covid-19 se dio un decreto de urgencia habilitando recursos, a todas las regiones, para instalar 50 centros de salud mental comunitario, además de seis unidades de hospitalización y 35 hogares protegidos.

El Mandatario recalcó que muchas veces los trastornos mentales no se observan con facilidad, pero afectan de igual manera que cualquier dolencia física, motivo por el cual debe atenderse de manera adecuada la salud mental de las mujeres, niños, hombres y ancianos.

Al respecto, el presidente Vizcarra advirtió que de cada 10 personas con algún tipo de trastorno mental, 8 no reciben algún tipo de atención especializada.

Por lo que el Dignatario destacó la importancia de instalar el Consejo Nacional de Salud Mental e hizo hincapié en que en este tipo de problemas de salud también debe involucrarse el trabajo de la sociedad peruana, incluyendo a la empresa privada y los gobernadores regionales, así como a los alcaldes provinciales y distritales, para evitar que la pandemia deje secuelas en la población.

Ley del Libro

Por otro lado, el presidente Vizcarra también promulgó la ley que reconoce y fomenta el derecho a la lectura y promueve el libro.

Sostuvo que esta norma fue trabajada en consenso entre el Congreso y el Poder Ejecutivo, motivo por el cual pidió que este tipo de labor se haga con los demás dictámenes que se elaboran en las comisiones parlamentarias.

Explicó que dicha norma asegura la extensión de los beneficios tributarios a la industria editorial y tiene aspectos importantes como el Fondo Libro, que cuenta con 16 millones de soles anuales para que el Ministerio de Cultura promueva la lectura en bibliotecas y diversos espacios en el territorio nacional.

El ministro de Cultura, Alejandro Neyra, sostuvo que la nueva Ley del Libro tiene un enfoque de derechos porque promueve el desarrollo de los derechos culturales mejorando el acceso al libro y creando mejores condiciones para la creación, edición, publicación y comercialización.

“El enfoque de esta Ley del Libro es muy distinto al que teníamos hasta este momento, que estaba centrado básicamente en el tema de la exoneración tributaria. Hemos recogido ese principio, pero tenemos, además, la posibilidad de obtener mayores recursos para habilitar bibliotecas públicas y espacios de lectura”, dijo.

Por buenos candidatos

El presidente Vizcarra pidió a los partidos políticos hacer una buena selección de sus candidatos a fin de que la población pueda escoger entre los mejores en las elecciones generales de abril del 2021. “Si hay buenos candidatos, tendremos buenas autoridades, pero si no se esfuerzan los partidos en escoger buenos candidatos, la población, por más esfuerzo que haga, deberá escoger entre los candidatos que propongan los partidos”, refirió.

Sostuvo que hay gente capaz, honesta y con ganas de trabajar que debería ser convocada por los partidos políticos para su fórmula presidencial y sus listas de candidatos al Congreso y al Parlamento Andino.

“Convóquenlos, aunque sean nuevos, convoquen a las mujeres que tienen gran esfuerzo y resistencia para el trabajo, convoquen a la juventud para candidatos al Congreso y la plancha presidencial, así tendrán alternativas buenas para escoger”, aseveró.